Exgerente de la morgue de Harvard, acusado por tráfico de restos humanos

Las autoridades del estado de Pensilvania, EE.UU, han acusado este miércoles al exgerente de la morgue de la Facultad de Medicina de Harvard por los delitos de tráfico de restos humanos, reza un comunicado de la Oficina del Fiscal de los EE.UU. para el Distrito Medio de Pensilvania.

Cedric Lodge, de 55 años, enfrenta cargos federales de conspiración y transporte interestatal de bienes robados por robar órganos y otras partes de cadáveres, entre 2018 hasta 2022, que habían sido donados a la institución estadounidense, ubicada en Boston, para investigación médica y fines educativos, según las autoridades. Además, se señala que la esposa del acusado, Denise Lodge, de 63 años, y otras personas están involucradas en el polémico caso.

De acuerdo con la investigación, Lodge, que fue despedido el 6 de mayo pasado, transportaba partes de cadáveres desde Boston hasta su residencia o las enviaba por correo a los compradores. «Robar a las familias los restos de sus seres queridos es un acto desmedido y confunde nuestro sentido colectivo de decencia», criticaron desde el Servicio de Inspección Postal de Filadelfia.

Se comunica que el inculpado también permitía que los compradores fueran a la morgue para recoger los restos. «Los acusados violaron la confianza de los fallecidos y sus familias, todo en nombre de la codicia», condenó la agente especial a cargo del FBI, Jacqueline Maguire. Si los supuestos criminales son hallados culpables, podrían enfrentar una pena de hasta 15 años de prisión.

«Moralmente reprobable»

«Nos horroriza saber que algo tan perturbador podía suceder en nuestro campus, una comunidad dedicada a cuidar y servir a los demás», se lee en un mensaje de las autoridades de la entidad educativa, que se titula «Una traición abominable». En el escrito califican el acto de «moralmente reprobable» y aseguran que se comprometen con las familias de los donantes a apoyarlos con diferente tipo de información.

«Algunos delitos desafían la comprensión», dijo el fiscal federal Gerard Karam, agregando que «el robo y tráfico de restos humanos ataca la esencia misma de lo que nos hace humanos». Además, informaron que seguirán intentando identificar y ponerse en contacto con la mayor cantidad posible de víctimas afectadas por el caso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *